¿Es espresso o expresso? La respuesta es sí

Si algún día iniciaste una discusión por esta pregunta y llegaste hasta aquí para ganar tu argumento, quédate a leer.

¿Es espresso o expresso?

En internet hay muchas discusiones sobre cómo escribir o a qué se refieren estas palabras. Lo cierto es que parece que no hay cómo ponerse de acuerdo.

Lo primero que debes saber…

Espresso es la palabra tomada del italiano que significa «café preparado forzando el agua caliente a través de granos de café tostados finamente».

En italiano, hace alusión a «hecho para una porción» o ‘hecho a petición del cliente’, para distinguirlo del café preparado en una cafetera. En inglés se dice «made expressly for me» (hecho expresamente para mí) utilizando una palabra que comparte raíces con espresso, y hoy en día expresso es una variante muy utilizada.

Qué es el Espresso

El espresso se define como «el café preparado forzando el vapor o el agua caliente a través de los granos de café tostado oscuro finamente molidos». En el pasado, el término se ha referido a la máquina utilizada para preparar dicho café o al establecimiento donde se prepara y vende dicho café. En italiano, este café se conoce como caffè espresso, o simplemente espresso para abreviar. Ambos conceptos se adaptaron al inglés.

En 18884, Angelo Moriondo, un inventor turinés, obtuvo la patente de una «nueva máquina de vapor para la confección económica e instantánea de una bebida de café» en 1884, pero el término «espresso» no se utilizó hasta más tarde, cuando Luigi Bezzerra y Desiderio Pavoni perfeccionaron la máquina.

A mediados del siglo XX, en la época en que el propietario de un café, Achille Gaggia, patentó la primera máquina de espresso moderna para uso comercial (y la primera que produjo la crema que hoy asociamos con el espresso), el término espresso llegó al inglés.

Debido a la similitud del espresso con la palabra inglesa express (expreso) y a la promesa de que el café se preparaba con relativa rapidez en contraste con los aparatos de percolación, naturalmente se entendió que espresso se interpretara como expreso, reflejando la naturaleza «express» de la entrega, y por consiguiente se deletreó así.

Las máquinas de café espresso funcionaban más rápido que las de percolación, entregando el café al cliente a una velocidad que requería menos tiempo de espera.

¿Significa esto que hemos estado equivocados sobre el expreso todo este tiempo?

Sí y no. Espresso sigue siendo la palabra original prestada para la bebida, pero expresso muestra suficiente uso en inglés como para ser introducido en el diccionario y no está descalificado por la falta de una x en su etimología italiana. Piensa en el expreso como una variante peculiar.

En español, es aceptado el término café espreso o expreso pero muchas personas hispanohablantes utilizan las palabras derivadas de su origen italiano y su adaptación en inglés.

Descubre el mundo del café a través de nuestros cursos de barismo Co&Co, desde el más básico hasta las certificaciones internacionales. También nos puedes seguir en Instagram para más información.

Compartir
Artículo anterior
5 misterios del barismo que todo profesional del café debe conocer
Artículo siguiente
La estrategia más importante para aumentar las ventas durante las fiestas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo

Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Tienes que aprobar los términos para continuar